lunes, 28 de julio de 2008

El indigente



El indigente

Cartones amontonados en la escalera,
ropa sucia del maltrecho suelo,
tiritando de frío, el mendigo duerme,
en la puerta del cajero automático.
Gente que pasa y lo mira con hastío,
jóvenes que se burlan de su pobreza,
Miradas y risas que no le duelen.
Pues el dolor… Es su compañero,
sueña cada noche junto a el
y se juegan la vida a pares y nones.
La muerte se sienta en los cartones,
esperando su último amanecer,
¿Quizás mañana no despierte?
¿O quizás un ángel venga ha verle?
Amanece… No hubo suerte,
toca mendigar en el quicio de la puerta
de la catedral del santo padre,
¡que ironía! las beatas entran a rezar
por la humanidad de la gente,
pero pasan sin mirar al indigente.
Una lata vacía en el suelo, ni una moneda,
un cartel que dice.
“Para comida, por consuelo,
solo para comida, que dios te lo pagara
arriba en el cielo”
Pero no llega el samaritano,
otra noche sin comer, tumbado en los cartones,
con su compañero de juego. ¡El dolor!
y la muerte sentada a su lado,
esperando que sea el último sueño.

F. Rubio

domingo, 27 de julio de 2008

Alameda




Alameda, tributo a García Lorca

Canta el ruiseñor en la alameda, 
mientras teje su nido la hembra, 
entre hojas de plata con hilos de oro, 
pues dentro de su cuenca posara su tesoro, 
perlas con pintas, de mañana eclosionan.
En la alameda el ruiseñor canta, 
y en la arboleda la vida llega, 
con plumas bronceadas de luz y trinos, 
el alba llega y la luna se viste de seda, 
para dormir en la cuna del agua, 
acompañada del lucero que la venera. 

F. Rubio

miércoles, 23 de julio de 2008

Amistad muerta




Amistad muerta:

Murmullos de sables necios,
suena el acero frío de la palabra,
con aires de hipocresía.
Palabras que no hacen ruido,
pero cortan el alma en pedazos
y dejan dolor en su paso.
Caligrafía contada al viento,
para derribar los árboles florecidos...
En las hojas del cuaderno.
Como huracanes de odio sin sonido,
derrumbando los cimientos,
de la amistad crecida una tarde...
En las líneas de la lectura.
Ortografía que se pierde en el submundo,
por los rencores de unas manos escondidas,
golpeando en el teclado.
Versos dolorosos que suenan dulce...
Pero con sentimientos encogidos,
por el veneno que mata la oración.
Verbos de un amigo,
que los murmullos fueron apagando,
con su candil de dolor.



F. Rubio

domingo, 20 de julio de 2008

La playa de los deseos



La playa de los deseos:
 
Tumbado en la arena blanca,
quedo sumido en sueños
contemplando los destellos
que la llama de tu mirada refleja. 

Siento como el mar en la orilla
esconde las caricias plateadas
de la luna…
entre las olas dormidas.

El tacto de tu pelo entre mis dedos,
acelera el fluir de mis sentidos
como miles de mariposas encantadas,
posándose en las margaritas.

Tus manos recorriendo las dunas
del fuego boreal de mi pecho,
tus dedos jugueteando conmigo
como juncos bailando 
con el calido amor del viento.

Tu suave cuerpo de porcelana
me hace volar como una cometa,
esperando el calor de tu aliento
para formar una danza de besos.

Besos que la noche sorprende
en los abrazos de los amantes,
como agua en la rosa de tus labios
para calmar tú sed de gemidos.

Mientras nos amamos sobre lechos
de espuma sembrados de amores…
en la playa de los deseos.



F. Rubio


para las damas
de la perla con todo el cariño.

viernes, 18 de julio de 2008

Auroras de amor

Auroras de amor:

Si la luna contara historias,
serian de amores furtivos,
que escondidos en la noche,
danzan con caricias gemidas
y lienzos de besos húmedos.
El roce de los cuerpos desnudos
entre lazos de suspiros encendidos,
suspiros que empañan el iris
de los ojos de las estrellas.
Estrellas que esconden el silencio,
para perfumar miradas cruzadas,
colgando nuestras ropas
en las manos del deseo.
Que no se acabe la noche,
que la llama de los cuerpos
escriba el prologo de los amantes,
ocultos al destello de la mañana.
Y que el sol nos descubra amándonos,
junto a estelas de auroras exhaustas
por los amantes celestes.

F. Rubio

Baúl olvidado


Baúl olvidado:
He cerrado los ojos para mirar
en el espacio muerto
de un baúl olvidado,
en la esquina del silencio.

Suena un arpa, 
con las cuerdas desafinadas
por el sonido quebrado 
de recuerdos.

Mis pupilas se contraen,
recorriendo las imágenes
que sus notas me dibujan
en el trasluz de los sueños.

Como estrellas fugaces
pasan apenas en un instante,
y me golpean con su brillo
en los deseos perdidos.

Cerraré mis ojos, 
para encerrar mi pensamiento
en el trastero oscuro. 

Y contemplaré el paso de un cometa,
 reflejado en el cristal 
de mi ventana polvorienta
de olvidados días de sufrimiento.

Hoy limpiare el aura, 
y encerrare en ese baúl,
El arpa desafinada, 
las imágenes fugaces, 
los recuerdos polvorientos y,
Olvidare el rincón del silencio.





F. Rubio
A veces hay que encerrar los recuerdos
para que no nos dañen .

jueves, 17 de julio de 2008

Mi rosa perdida



Mi rosa perdida


El jardín no tiene verja
que lo proteja de lamentos,
sus flores derraman llantos,
añoran las manos del jardinero.
Salio de madrugada, y no ha vuelto,
busca una rosa perdida,
era su flor preferida, pero ella,
se enamoro del silencio.
Rosa que de otro pecho prendida
quedaste, en la solapa del viento
vas perfumando otros amores.
Yo cuide tu rosaleda en invierno,
y en primavera de mis labios
agua bebiste… -Mi rosa-
clavadas las espinas me dejas,
terciopelo en mis mejillas
me recuerdan suaves tardes,
voy buscando tu tallo… -Mi rosa-
yo el rocío de mis ojos te regalo,
para que vuelvas,
al jardín sin verja de mis manos.


F. Rubio

miércoles, 16 de julio de 2008

El tiempo pasa


El tiempo pasa:

Como el péndulo del tiempo,
así marcamos los pasos
y grabando las pisadas,
caminamos por la tenue
morada de las almas
que recorren nuestras vidas.
Como manecillas de la hora…
El minutero del silencio…
Y el segundero del momento.
Somos pequeños,
casi diminutos puntos de polvo,
como la arena del reloj
que volteamos sin parar,
para creer que el tiempo
en esta estancia no se detiene,
y pasa con arritmias defectuosas.
Esa es nuestra vida, así es el tiempo,
caminante que no se detiene,
ni a mirar a tras para ver quien viene.
Pues pasado es y el molino no mueve,
el mundo no se para sigue cayendo
la arena del reloj del alma.



F.Rubio

martes, 15 de julio de 2008

He despertado




He despertado


Se acabo el sueño del reflejo
y desperté con el tiempo
de la realidad con formas pétreas,
que endurecen los ojos
del que mira en lo mundano.
Todo lo vivido en mi noche olvido,
como olvidamos el paraguas
en las puertas de la lluvia,
cuando el sol del arco iris
nos deslumbra y nos impide ver
que la niebla era bruma.
Ya paso la tormenta de olas,
para dar paso a la baja marea
de perfiles aclaradores
y mostrarnos la putrefacta
mentira que nos rodea.
El ego de vacías palabras
que despedirme decían
con el corazón en las manos.
Cayó la careta que la goma
sujetaba, para mostrar la verdad
escondida en falsas rimas
Ya no duermo con miedo de los sueños,
he despertado.


F. Rubio

domingo, 13 de julio de 2008

tristeza de ti



tristeza de ti:


Tristeza de las tardes oscuras,
que las lágrimas riegan
y siguen eclosionando,
en pañuelos de amargura.
Corazones que se apagan,
como velas agitadas
por suspiros de agonía,
dormidos por los ruegos
del perdón sin olvido.
Versos que se vacían,
en tierras cultivadas
por errores repetidos
sin maldad,
pero que duelen hondo
y dejan cicatrices abiertas.
Hoy camino sobre huellas
que deje en las veredas
del pasado más cercano,
y como el filo de la navaja
va tatuando mi destino
en la corteza de mi ser,
corteza que se va secando
y no puede de nuevo crecer,
como el otoño eterno
de mi piel,
se va agrietando y sangra
amargura teñida de ti.
Ya no me queda sal,
que alimente el mar
que mis ojos crean
al decirte adiós.
Solo la esperanza
de oír tu voz se niega
a rendirse mientras la rosa
de tus labios sepa decir,
Te espero, - Amor-.


F. Rubio

jueves, 10 de julio de 2008

Portales de amor



Portales de amor.

Portales de inocencia,
con sus pequeñas manos,
se hacia guitarras
de trozos de madera,
con cuerdas de tender la ropa,
el deshacía hilos
con la ilusión temprana,
de cantarle trovas
a su pequeña amada,
en portales de inocencia
de voces angelicales.
Un tambor, una pandereta,
y una guitarra casera.
Juntaba a sus amigos,
para recitar amores niños
siempre tubo alma de soñador,
Torero, cantante, poeta y bailaor…
vida de truhán.
El niño soñador,
como un clavel siempre encendido
en las primaveras de la edad,…
A una niña,
sus letras y canciones dedicaba,
que tierna infancia.
Hoy recuerdo esas tardes pasadas,
preguntándome,
¿donde estará la pequeña amada,
si recordara las poesías ?
en las escaleras sentada
me sigo ruborizando,
como el niño que le cantaba.
El pequeño trovador,
con su guitarra de madera,
el tambor, la pandereta,
y su poesía aniñada...
besos en las manos,
abiertas al aire,
soplos de flores frescas
en los portales del amor
que aún reflejan sus miradas,
de poeta y enamorada.




F, Rubio

domingo, 6 de julio de 2008

Te olvide



Te olvide;



Olvide tus besos
en un triste rincón,
como el que olvida,
una tarde gris,
llorando escondido
por un falso rumor,
la gente murmura
al verme pasar,
que no eras para mi,
les oigo decir,
y en una puerta,
el amor se quedo,
rosas marchitas,
secando el papel,,
en el que escribo,
cartas sin responder.
Guardadas en un cajón,
con lazos de amor,
amarillas se ponen,
esperando te a ti.
Con voz temblorosa
te quiero llamar,
pero en el aire
solo hay silencio,
y hasta la luz
te hecha de menos,
y oscuros reflejos
se unen a mi.
Olvide tus besos
Y te olvidaste de mi.




F. Rubio

sábado, 5 de julio de 2008

Soñarte


Soñarte:

Me olvide de tu cara,
han pasado los años
sin saber de ti,
y anoche soñé contigo,
era tan real,
que hasta tu perfume
me dolió al sentirlo.
No puedo olvidarte,
tus besos quedaron grabados
como tatuajes en mi labios,
y ni las tormentas de llantos
pueden borrarlos ,
no puedo vivir sin tu amor,
pues me muero por olvido
y tu voz no consigo escuchar,
háblame en sueños
quiero sentirlo,
susúrrame al oído,
tu eco me tiene perdido,
!!Ámame!!
quiero sentirte a mi lado
como en el recuerdo
que juntos vivimos.
Estar en la línea de tus ojos,
ser la sombra que te sigue,
y bañarme en el mar de tus caricias,
esta noche,
quiero seguir soñándote
y que tu fragancia ,
en mi cuerpo quede encallada,
como mi corazón se siente
en las arenas de tu amor.




F. Rubio

martes, 1 de julio de 2008

Piel de ángel



Piel de ángel :

Durmiendo junto a tu luz,
mis manos tiemblan
al tocarte,
es la piel de ángel
lo que mis dedos sienten,
como seda fina
siento el tacto de tu roce
suave sobre mi cuerpo,
como una brisa delicada
que recorre por las espalda
para mesar tu pelo,
rozando en cada movimiento
tu silueta sobre mi cama,
tengo miedo
de dañarte con la mirada
y del reflejo de la luz sobre tu cara
siento celos,
de tan dulce momento,
yo tiemblo en la mañana
cuando el sol besarte quiere la cara.


F. Rubio

Dedicada a la reina de la perla
un beso mi cielo.
XIYU