jueves, 12 de junio de 2008


A mi Padre.
Padre, que desde el cielo me guías,
Espero no haberte defraudado.
Padre, tu que emigraste de tu tierra para tierra extraña
Para sacar tu familia a flote,
con el sudor de tu frente,
de sol a sol luchaste por nosotros.
Hoy no tengo suficientes palabras en mi garganta,
Padre, para pagarte lo que me distes,
tu voz serena que me arrullaba
y me daba refugio
y abrigo cuando lo necesitaba,
Hoy Padre, te echo de menos.
Tu pasado vive presente en mí,
Padre, hoy quiero rendirte homenaje
por los años que pasemos,
y recordar aquellas tardes de paseos por el campo,
aquellos días que salíamos de caza y sonreías.
Hoy quiero recordarte ese padre que fuiste,
padre y amigo,
Padre, te echo de menos.
Tus consejos sabios que no comprendía,
Hoy he alcanzado a comprender,
el sonido de tu voz,
tus palabras me ayudan,
Hoy Padre, te echo de menos.


F. Rubio


( A mi Padre que esta en el cielo )